Declaración de Bruselas por los derechos de las migrantes en la prostitución

En todos los países de Europa hay migrantes trabajando en la prostitución. Ellas vienen de otros paises europeos y no europeos. Nosotros saludamos cada migración en la prostitución basada en una decisión libre. En la era de la globalización es la migración de  prostitución una realidad social a la que no se debe obstaculizar y criminalizar, sino reconocer y dirigir por vías legales y ordenadas. Migrantes de prostitución son personas que merecen nuestro respeto. Por eso no deben seguir sufriendo como presas fáciles. Más las consecuencias de las degradantes redadas policiales. Migrantes de prostitución comparten con las prostitutas y trabajadores/as del sexo establecidas en los países europeos los mismos intereses básicos.  Aquí se trata de

– la aceptación de la prostitución como forma viva de la sexualidad: A diferencia de la forma habitual de unidad de amor y sexualidad representa la prostitución la separación legítima de sexualidad y amor.

– el reconocimiento de la prostitución como oficio: Para dejar sin base cualquier forma de discriminación, se necesita la igualdad legal con todas las otras formas de oficios ejercidos.

– la de conseguir y salvaguardar los derechos para las prostitutas que solo se puede lograr en el marco de una aceptación de la prostitución como tal. La separación abolicionista de los derechos de las prostitutas, del reconocimiento de derecho general a la prostitución lo rechazamos de manera decidida.

– el abrirse paso y acabar con la estigmatización de Prostitutas a través de discursos que no hacen otra cosa más que ubicar nuevamente a la  prostitución en el plano de la coacción, la violencia, la explotación, el crimen organizado y el tráfico de personas. Este tipo de modelo de argumentación declara a la prostitución en estado de emergencia y su existencia como un mal social. Eso lo rechazamos de manera decidida.

Mas allá de este deseo conjunto, las migrantes de prostitución necesitan derechos especiales y un proceso de ejecución para que su migración este de acuerdo con formas reguladas, transparentes y dignas.

Los siguientes 25 esenciales nombrados son inalienables y proponen una línea clara directiva para enlazar el trabajo de organizaciones que en Europa trabajan con prostitutas y se esfuerzan por sus derechos:

 1. Libertad de ejercer oficio para todas las personas que laboran en la industria sexual y en la prostitución – sin excepción

(1) ¡Ejercer oficio sin trabas para prostitutas extranjeras y trabajadores/as sexuales! ¡Contra cualquier forma de limitación discriminatoria de su libertad de movimiento!

(2) ¡Libre derecho a ejercer sus buenos oficios en la prostitución!

Agencias de empleo a escala internacional son parte de la gestión de la prostitución y  ¡no pueden ser criminalizadas!

(3) ¡Libre derecho a hacer uso de las agencias de empleo nacionales y la consejería sobre el mercado laboral nacional correspondiente! Obligación de la agencia federal de trabajo para aceptar ofertas de mediación y solicitudes correspondientes al sector sexual!

(4) ¡Reconocimiento del oficio de la prostitución y de todo el sector sexual como parte de la división del trabajo internacional basado en la economía globalizada! ¡Ninguna subnivelación a la industria del sexo bajo el estatus de un „sector informal“!

(5) ¡Reconocimiento al Derecho de los gestores/as de burdeles a emplear prostitutas y trabajadores/as del sexo de estados no comunitarios de la UE!

(6) Adquirir una denominación neutral de oficio en documentos nacionales e internacionales de los trabajadores/as del sexo.

(7) ¡Eliminación de determinados párrafos dirigidos en contra de migrantes de  Prostitución sobre el „Tráfico de Personas“!

 2. Derecho a libertad de información

(8) Obligación estatal a elaborar y mantener websites nacionales de Información – para migrantes de prostitución y trabajadores/as del sexo en los idiomas de los países de origen más importantes con informaciones relevantes, regularmente actualizadas, diferenciadas por región y ciudades y fáciles de entender sobre

     – modalidades del viaje de ingreso 
     – posibilidades de ganarse la vida en el burdel, prostitución domiciliar y callejera;
     – estándares de las condiciones laborales en el burdel, prostitución domiciliar y callejera;
     – condiciones del marco legal para ejercer trabajos sexuales;
     – direcciones, números de fax, teléfonos así como páginas web de los establecimientos
        locales
     – direcciones y ofertas de consejerías regionales de las que pueden hacer uso las
        prostitutas extranjeras para diversos fines. 

(9) ¡Oferta de consejería suficiente para migrantes de prostitución y trabajadores/as extranjeras del sexo (cursos de integración, información sanitaria y sexual, cursos de idioma, consejería laboral y para los/as que dejan el trabajo!

 (10) Financiamiento suficiente para consejerías independientes del estado e iglesia!

 (11) Respeto a la autonomía de las consejerías: ¡Ninguna cooperación institucionalizada de consejerías de prostitutas con la policía!

3. Reglamentación no burocrática del permiso de trabajo y estadía de los trabajadores/as del sexo

(12) ¡Permiso de trabajo y estadía también para trabajadores/as del sexo de países extra comunitarios a la UE!

(13) ¡Green Card para prostitutas extranjeras!

(14) ¡Derecho a solicitar un permiso de residencia y de trabajo para la prostitución y trabajos sexuales en el respectivo país!

 4. Respeto de los derechos sociales de los trabajadores del  sexo y migrantes de la prostitución

(15) ¡Derecho a atención médica gratuita y anónima (chequeo y tratamiento) de trabajadores/as del sexo extranjeros independientemente de su estatus de residencia!

(16) ¡Seguro médico para trabajadores/as del sexo independientes!

(17) ¡Garantizar la atención con posibilidades de internarlos fuera de los establecimientos en los que se ejerce el trabajo sexual!

(18) ¡Derecho a reencuentro con niños y cónyuge según la reglamentación nacional de los derechos de los extranjeros correspondiente al reencuentro familiar!

5. Completa ausencia de discriminación y descriminalización del trabajo de prostitutas migrantes

(19) Terminar con la estigmatización de prostitutas extranjeras al mezclar con la migración de prostitución los llamados „tráfico de mujeres“ y „crimen organizado“!

(20) Derechos en vez de redadas para trabajadores/as del sexo extranjeros: ¡Fin de las redadas policiales contra prostitutas extranjeras!

(21) ¡Obligación de ser avisados con tiempo sobre los controles policíacos y administrativos en los establecimientos de empresas del  sexo!

(22) ¡No a la expulsión y deportación a causa de trabajar en la prostitución! 

(23) ¡Permiso de residencia y trabajo para las transexuales! ¡No a la expulsión o deportación!

(24) ¡Amnistía para todos/as los/as migrantes detenidos, expulsados o deportados por ejercer la prostitución!

(25) ¡No a la criminalización de clientes de prostitutas extranjeras!

Presentado por Doña Carmen, Organización en pro de los Derechos sociales y políticos de las Prostitutas.      Bruselas, Octubre del 2005

¡No a la penalización de los clientes!

Con la presentación de una „Ley-Anti-Cliente“ dirigi la CDU/CSU en mayo del 2004 una involución social: bajo el pretexto de luchar „contra el tráfico de personas“ deben ser procesados los clientes de prostitutas como criminales, si tienen contacto sexual con mujeres que sean consideradas  „víctimas del tráfico de personas“.

La CDU/CSU aprovech varias veces el debate en el hemiciclo sobre el aumento de las disposiciones de penalización para hacer presentable ante la buena sociedad su „Ley-Anti-Clientes“. El consejo federal (Bundesrat) decret en noviembre del 2004 por mayoría una resolución correspondiente en el que esta solicitud se „seguir“ considerando. Después que la ministra de justicia Zypries (SPD) en octubre del año pasado mostró una cierta disposición a moderar su actitud en el parlamento (Bundestag), su secretario de estado prof. Geiger en su consejo federal (Bundesrat) fue más claro: Se desea abarcar la penalización del cliente incluso más de lo que propone la CDU/CSU. „Nosotros queremos tipificar exactamente el punto en el que el cliente se convierte en hechor procesable. Para eso necesitamos tiempo.“ O sea que la penalización del cliente „no esta fuera de agenda“, declaró él el 26 /11 /2004 al Gobierno Federal.

El trasfondo de esta iniciativa archiconservadora es que para la CDU/CSU se consider  como una infame derrota la entrada en vigencia de la Ley de Prostitución del año 2002. El anteproyecto de ley de la CDU/CSU es en consecuencia una tarda „Lex Friedman“. Los clientes de la prostitución deben ser estigmatizados como „verdaderos explotadores“ de las mujeres que ejercen la prostitución, criminalizando de esta manera la demanda de servicios y favores sexuales para, como en Suecia, volver a poner en la picota de la vergüenza a la prostitución.

„Quien se lucra gracias al tráfico de personas debe ser castigado de igual manera que aquel que dirige el tráfico de mujeres“, dice de primas a primeras el reluciente y evidente slogan de los cristianodemócratas. El verdadero asunto es, sin embargo, que segán las nuevas disposiciones penales sobre el tráfico de personas las migrantes y entre éstas especialmente las mujeres extranjeras que desean trabajar en la prostitución podrán ser declaradas rápidamente y contra su voluntad como „víctimas del tráfico de personas“: Ellas solo necesitan no estar exactamente informadas sobre las condiciones laborales locales, hablar poco y/o hacerse entender en mal alemán o caer en condición de desempleo o sin vivienda  y ya pueden ser catalogadas como victimas del tráfico de personas y ser deportadas. Su anterior consentimiento de una migración de prostitución será declarada como sin fundamento, su decisián y deseo serán ignorados.

Según esta lógica bien podran determinados trabajadores extranjeros mayores de 50 años ser considerados „victimas del tráfico de personas“ y el Estado Alemán habra de ser considerado entonces como un sindicato de criminales.

Para las prostitutas residentes ilegales en Alemania es suficiente el argumento „temor de expulsión y deportación“, para ser declaradas „victimas del tráfico de personas“. Es obvio que un cliente de la prostitución bajo este trasfondo relativamente rápido puede ser tratado como criminal y ser estigmatizado por la sociedad.

Los conservadores cristiano demócratas con esta „Ley-Anti-Cliente“ quieren promover el estado vigilante controlador y propagar su intromisión en las esferas privadas e intimas. Los clientes deben ser enganchados como soplones y guías para posibilitar aún más redadas. La progresiva erosión de la tradicional pequeña unidad familiar debe ser evitada con una lucha ultraconservadora y de mitigación habilidosa contra la prostitución.

La iniciativa de la CDU/CSU no esta dirigida como se afirma solo contra los clientes de las denominadas „prostitutas obligadas“, sino contra toda la demanda de servicios y favores sexuales que se pretende reducir. Las disposiciones penales contra los clientes de la prostitucißon son una cruzada conservadora moralista contra una moral sexual más abierta. Prostitución y migrantes de prostitución no encajan en el manual cultural alemán“ de los cristianodemócratas.

Bajo la fachada de la „lucha del tráfico de personas“ deben ser embarcados los partidos Rojiverdes (Rot/Grün) y otras fuerzas sociales y ser ganados para un rol social involutivo. Aún la propuesta de disposiciones penales de la CDU/CSU no es ley. Tampoco se debe permitir que lleguen a serlo. Esto hay que impedirlo.